No avanzaron a llegar a mejor lugar y esta pareja hizo esto en el coche, ¡Dios Mio!

Tras más de 45 minutos de viaje hacia el hospital en las afueras de Houston, Estados Unidos, la madre ya no pudo soportar las contracciones y el niño nació. El padre filmó todo con su celular mientras conducía

“¡Oh, mi Dios! ¡Oh, mi dios! ¡Rompí fuente (bolsa de aguas)! ¡Rompí fuente! Por favor, quédate ahí. No puedo hacerlo. No puedo, no puedo”, la mujer estaba desesperada. Los minutos pasaban, la clínica a la que iban seguía lejos y el bebé estaba cada vez más cerca.

CLIC PARA VER VIDEO

loading...
Loading...

Comentarios